MAMÁS PRIMERIZAS ANTES DEL PARTO

Te entiendo, es tu primer bebé y seguro estás nerviosa. En este artículo te comparto 10 consejos para mamás primerizas antes del parto, respira, lee y ¡todo va a estar bien!

Muchas de nosotras tenemos ciertas expectativas antes del parto que pueden ser contraproducentes. Algunas quieren todo natural, parto en agua, parto en casa y otras, por el contrario, quieren ser más prácticas y apelan por el uso de la epidural.

Seas de un bando u otro, quiero decirte que lo que escojas para ti y tu bebé estará bien, y debe ser respetado.

1. EL TIPO DE PARTO QUE ELIJAS O QUE TE TOQUE, NO TE HACE MENOS MUJER NI MENOS MAMÁ.

Ahora bien, si eres de esas futuras mamás que además son primerizas y tienen algo de miedo, quiero traerte un poco de bálsamo y decirte que: No tienes que demostrarle nada a nadie y serás una mujer valiente y una mamá maravillosa sea que tengas parto natural, con dolor, con epidural, así como si decides irte por una cesárea.

Durante el parto el tomar un medicamento para el dolor está perfectamente bien, no te hace menos mujer. Se muy abierta con tus enfermeras y matronas sobre los niveles de dolor y si algo se siente mal. Está bien llorar. Está bien gritar, es tu momento.

2. COME ANTES DE ENTRAR AL HOSPITAL

A menos que se te indique específicamente que no lo hagas, comer antes del parto no está mal, te recomendamos comer antes de entrar al hospital o clínica. Se necesita mucha energía para tener a un bebé y son largas horas de espera, así que lo mejor es que estés bien nutrida.

3. CUANDO NAZCA TU BEBÉ, SE HONESTA CON TU DOLOR

Tener un bebé no es cualquier cosa, es un carnaval de hormonas, dolor, sentimientos encontrados, te sentirás rara, así que no lo ocultes, se honesta y sincera con quienes te rodean. Si te duele algo, dilo.

4. LIMPIA TUS INTESTINOS ANTES DEL PARTO, PERO SI TE HACES PUPÚ DURANTE, ES NORMAL

Mi suegra me decía que ya en las últimas semana de embarazo comiera solo sopa para tener mis intestinos limpios antes del parto.

La verdad yo no lo hice y tuve un caso agudo de estreñimiento durante mi parto, pero tengo amigas que se han hecho pupú, han defecado hasta varias veces cuando pujan para parir y ¡no pasa nada! los médicos y las enfermeras están acostumbrados.

De todas maneras, si te da tiempo, hazte un lavado con enema antes del parto, pero solo si te da tiempo, que no sea un motivo de estrés, tú tranquila.

5. LLEVA ROPA INTERIOR HOLGADITA.

Antes de dar a luz me compré unas cuantas panties o bragas para llevar a la clínica y ni las usé, lo más cómodo fueron las panties de la clínica, son desechables y ni se sienten. Si quieres llevar las tuyas propias, ok, pero trata de escogerlas suaves, de algodón, y holgaditas.

6. NO TE SIENTAS MAL SI LA LACTANCIA NO TE FUNCIONA AL PRINCIPIO.

Me molesta que la gente haga sentir mal a una mujer que no pudo dar teta. Recuerdo que cómo mamá primeriza antes del parto yo tuve ese miedo ¿será que podré? Algo que me frustraba, me robaba la paz era pensar que no.

Amiga, a todas nos cuenta dar el pecho por primera vez, es difícil porque tus pezones no están acostumbrados y pueden formarse llaguitas que duelen. A veces no baja suficiente leche, o al menos eso creemos, pero tú tranquila, que en cuestión de días eso va mejorando y ya luego todo fluye.

QUIZÁS TE INTERESE LEER: ¿Dudas sobre amamantar a tu bebé? Hablemos sobre la importancia de la lactancia materna

7. DATE TIEMPO ANTES DE VOLVER A LA ACTIVIDAD SEXUAL

No puedo enfatizar esto lo suficiente. Por favor, espera hasta que estés completamente cómoda antes de tener relaciones sexuales nuevamente (los médicos recomiendan 6 semanas).

8. INTENTA DORMIR CUANDO TU BEBÉ DUERME

Antes de tener a mi bebé me decían, duerme ahora que después no podrás. ESO ES CIERTO. Por eso, cuando tengas a tu bebé, intenta dormir cuando el bebé duerme, puede ser difícil, pero al menos descansa. A mi me costaba y después no podía del cansancio.

9. PIDE AYUDA SI LA NECESITAS.

No te quedes callada, si necesitas algo, pide por esa boquita. Siempre hay algún familiar cariñoso o un alma amable que Dios pone en nuestro camino para ese momento.

Así que bueno, esta es mi lista, son cosas que desearía que me hubieran dicho. Pero tal vez ayuden a alguien más. Dar a luz fueron los mejores / peores 3 días de mi vida. Mejor porque finalmente conocí a mi bebé, y luego peor porque estaba algo desorientada.

No dejes que la gente te diga que la fórmula es mala, no lo es. Puede salvarte la vida si tienes problemas con adaptarte a la lactancia, pero no te rindas.

No dejes que las personas sobrepasen los límites. Si crees que estás haciendo lo mejor para tu hijo, entonces sigue tu instinto materno y dale para adelante ¡tú puedes!

SÍGUENOS EN PINTEREST: MADRES EN LA WEB